Documentado | Levántate y piensa Documentado

Beneficios del método Montessori en los niños

La naturaleza como espacio de aprendizaje mejora la autonomía de los niños y su desarrollo cognitivo y motriz. ¡Pero hay más! Es una gran medicina y colabora en la adquisición de valores.

General > Matías Beltramino > Matías Beltramino

Método Montessori

¿Has oído hablar del trastorno por déficit de naturaleza? Pregúntale a tu niño que dibuje un pollo o responda de donde viene la leche y a partir de su respuesta analiza el contexto en el que tanto tu como él se encuentran viviendo. 

El trastorno por déficit de naturaleza afecta hoy día a muchos niños que crecen insertos en entornos urbanos, sin contacto con ambientes naturales. ¿Cómo identificamos este trastorno? Obesidad, ansiedad, estrés, hiperactividad y dificultades para el aprendizaje, depresión o fatiga crónica…

Mari Luz Díaz, psicóloga, directora del centro de innovación educativa Huerto Alegre y presidenta de la red Onda de centros de educación ambiental de Andalucía se refiere al vínculo necesario entre el niño y la naturaleza. Díaz señala que

La naturaleza ofrece una cantidad tan elevada de estímulos que el contacto con ella hace que el niño se encuentre en un espacio abierto, con sensación de libertad, con capacidad de moverse libremente, de observar los procesos que ocurren, y eso es fundamental para el desarrollo de sus habilidades de movimiento pero también un estímulo para sus neuronas, para sus emociones y para su aprendizaje; es una experiencia vital que permite al niño sentir y medirse a sí mismo de forma diferente a como lo hace en la ciudad.

Las escuelas que asumen el método Montessori, señala un reciente artículo publicado por Bioespecie.com, se caracterizan por 

estimular la autonomía de nuestros hijos, respetando su ritmo de desarrollo y los intereses individuales que van teniendo. El método apunta a empoderar al niño en el camino del aprendizaje autónomo.

Para María Montessori, fundadora de la pedagogía que lleva su nombre, la trascendencia de “vivir con la naturaleza y no sólo conocerla” es la esencia del proceso. Esto se debe a que

ninguna descripción, ninguna ilustración de cualquier libro puede sustituir a la contemplación de los árboles reales y de toda la vida que los rodea en un bosque real.

El eje medular de las escuelas Montessori es el desarrollo de actividades en contextos de naturaleza, adaptadas a cada etapa de desarrollo del niño.

Montse Julià es directora del centro Montessori-Palau de Girona y secretaria de la Asociación Montessori Española. Esta pedagoga explica que 

en todas las etapas de desarrollo los niños están muy interesados por conocer la naturaleza y ese interés ofrece la oportunidad de desarrollar no sólo una relación de respeto y beneficio mutuo, sino también de desarrollar las habilidades de aprendizaje y competencias para el futuro.

Es el contacto con la naturaleza lo que le proporciona a los niños la experiencia de libertad y responsabilidad con la propia naturaleza. Esto, a su vez, ayuda a incrementar el desarrollo de la creatividad en los alumnos, así como la capacidad de iniciativa.

Cómo beneficia el método Montessorri a los niños

Podemos resaltar al menos siete beneficios que se consiguen al llevar adelante la pedagogía Montessori, no sólo en las aulas sino también en la crianza de los niños. Lo que caracteriza a este método es que su aplicación no se circunscribe a las cuatro paredes del aula ni es una experticia que sólo pueden llevar a cabo docentes o pedagogos. La metodología Montessori es un paradigma desde el cual vivir la vida, por tanto puede ser utilizada en nuestro rol de padres y en nuestro propio modo de habitar el mundo. 

  1. Promueve el desarrollo de capacidades individuales. Cada niño tiene intereses y capacidades que le son propias y aprende de formas diversas según su estilo de aprendizaje. 
  2. Incentiva la autonomía e independencia. Todo está pensado y organizado para potenciar un proceso de autorregulación infantil. Se busca formar niños capaces de elegir por sí mismo y con pensamiento crítico.
  3. Estimula el conocimiento activo. Es un método con libertad para cuestionar, investigar y establecer conexiones. Los docentes sólo desempeñan el rol de guías que facilitan el descubrimiento de los saberes. 
  4. Potencia la cooperación. Frente a un entorno educativo cada día más competitivo se propone la perspectiva del aprendizaje cooperativo. Los docentes animan a los niños para trabajar colectivamente, desde el respeto y la colaboración, resolviendo los conflictos del aula de manera pacífica.
  5. Fortalece la autodisciplina. El espacio cotidiano de aprendizaje es un espacio libre pero respetuoso, al finalizar cada actividad deben colocar los materiales en su sitio y preservar la limpieza de los espacios de trabajo. 
  6. Promueve la autoevaluación. Conforme adquiere conocimientos nuevos va reconociendo, corrigiendo y aprendiendo de sus “errores”. 
  7. Posibilita la creatividad. lo que llamamos errores, en el método Montessori son posibilidades de nuevos conocimientos. Los niños aprenden a sortear obstáculos mediante la creatividad y la imaginación. 

 

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias